La DGT rebaja a 20 la velocidad en determinadas vías urbanas

La Dirección General de Tráfico que dirige Pere Navarro recrudece su guerra contra la velocidad, estableciendo nuevos límites a la circulación en zonas urbanas. Según el documento que reforma el Reglamento de Circulación que según fuentes de Interior consultadas por ABC será aprobado por el Consejo de Ministros esta misma semana, la velocidad máxima en zonas urbanas en las vías que dispongan de plataforma única de calzada y acera se reducirá de 50 hasta los 20 kilómetros por hora.

El máximo permitido se establecerá en 30 km/h en vías de un único carril por sentido de circulación, y en 50 km/h en vías de dos o más carriles por sentido de circulación.

Como excepción el documento contempla que los Ayuntamientos podrán aumentar la velocidad en vías de un único carril por sentido hasta una velocidad máxima de 50 km/h, previa señalización específica.

También se reduce la velocidad en autopistas y autovías que transcurran dentro de poblado, que pasará a ser de un máximo de 80 km/h, aunque en este caso dicha velocidad también podrá ser ampliada por acuerdo de la Autoridad Municipal y el titular de la vía, previa señalización específica, sin rebasar en ningún caso los límites genéricos establecidos para este tipo de vías fuera de poblado.

Las infracciones a estas normas serán consideradas como graves, salvo que tengan la consideración de muy graves. En la actualidad la cuantía de las multas es de hasta 100 euros en el caso de las leves, 200 en el caso de las graves. Y 500 euros en el caso de las muy graves, con pérdida de entre 2 y seis puntos del carné de conducir. Además, el importe de las multas puede incrementarse en un 30 % considerando la gravedad, los antecedentes del infractor (si es o no reincidente), el peligro potencial creado tanto para él como para el resto de los usuarios de la vía y el criterio de proporcionalidad.

El vehículo deja de ser el protagonista

La DGT establece estos nuevos límites de velocidad al entender que el vehículo a motor ya no es el protagonista de las ciudades, tras haber dejado paso a un uso compartido de la vía donde las motocicletas, bicicletas, bicicletas de pedales con pedaleo asistido (EPAC por sus siglas en inglés), o vehículos de movilidad personal como patinetes eléctricos, cobran cada día más importancia junto a los peatones.

En el documento del organismo que dirige Pere Navarro que se someterá a aprobación por parte del Consejo de Ministros hace referencia al año 2017, en el que fallecieron en las ciudades españolas un total de 509 personas. De ellas, el 80% correspondía al grupo de usuarios pertenecientes al colectivo más vulnerable, como son los peatones, ciclistas, motoristas y usuarios de ciclomotor.

Según los informes que maneja la DGT, la reducción de la velocidad en las zonas urbanas tiene un efecto directo en la reducción de la siniestralidad, sin que como efecto negativo se produzca una ralentización del tráfico. En este sentido argumenta este organismo que «los vehículos a motor en sus desplazamientos urbanos no superan velocidades medias que, en los centros urbanos, sean generalmente superiores a los 20 km/h».

Estos datos se ven avalados por el informe presentado el pasado viernes en Bilbao, que desde el pasado 22 de septiembre es la primera ciudad del mundo de más de 300.000 habitantes en la que la velocidad de los vehículos quedó limitada a un máximo de 30 kilómetros por hora en la totalidad de sus calles. Según el concejal de Movilidad y Sostenibilidad de Bilbao, Alfonso Gil «en comparación con el pasado año se han reducido los accidentes ya que de 13 atropellos en 2019 se ha pasado a 4 en 2020, pero se han registrado más accidentes con daños materiales, de 74 a 85. Hay más accidentes de chapa y menos heridos porque los vehículos chocan a menos velocidad«.

Regular los vehículos de movilidad personal

Según el documento definitivo elaborado por la Dirección General de Tráfico, la proliferación de los vehículos de movilidad personal y el riesgo de su comercialización indiscriminada exige la aplicación de nuevas normas de circulación así como su categorización técnica en el Reglamento General de Vehículos, para diferenciarlos claramente de los ciclos de motor, ciclomotores y motocicletas, y de este modo evitar disfunciones derivadas del desconocimiento de sus características técnicas.

Fuente: Diario Sur

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn

Otras Noticias

Zeusfy: qué es Alcolock

Conoce Alcolock y como funciona

Conoce el Alcolock y como funciona El nuevo dispositivo que la Unión Europea ha decidido implantar en los vehículos se llama Alcolock. Será obligatorio para algunos

Zeusfy: velocidades máximas

Velocidades máximas

Velocidades máximas ¿Estás seguro de que conoces las velocidades máximas a las que debes circular para evitar una multa? La DGT está actualizando de forma constante los métodos de

Deja una respuesta